Sentar a los invitados de una boda

Uno de los mayores quebraderos de cabeza de las parejas a la hora de organizar su boda es cómo sentar a sus invitados para que estén a gusto. Esta tarea, además, es de las últimas que hay que hacer porque se necesita la confirmación de asistencia y, a veces, hay más de un despistado o despistada que no han dicho si acudirán o no a celebrar ese día tan especial.

La organización del espacio y el tipo de banquete

Con anterioridad a planificar dónde sentar a los invitados, hay que tener en cuenta cómo va a ser la organización del espacio en función del número de personas que, más o menos, van a acudir al convite.

Así, con ayuda, bien de una wedding planner, bien del propio lugar en el que se va a celebrar el enlace, tendréis que saber qué opciones existen para acoger a las personas que van a estar ese día junto a vosotros: mesas redondas, mesa imperial, mesas corridas, o, algo que se estila cada vez más, una combinación de todas ellas.

 

Para ello, es imprescindible tener claro qué tipo de banquete vais a ofrecer ese día. Si bien ya os contamos que el banquete tradicional ha dado lugar a otros más informales en los que predominan los puestos temáticos, las food trucks y los show cooking en directo, también es verdad que, en algún momento, se suele sentar a los invitados para los platos principales y los postres.

Dando forma al seating plan

Un primer paso para ir organizando el seating plan (o sitting) puede ser utilizar algo tan sencillo como una tabla tipo excel: será fácil añadir, eliminar o mover de mesa a los invitados según os vayan confirmando si acudirán o no a vuestra boda. Podéis hacer una tabla por cada tipología de mesa: mesa presidencial, mesa con los invitados de la novia, mesa con los invitados del novio, mesa con los invitados comunes a ambos y mesa de niños. En este enlace (pre_seating_barretaguren) os dejamos un ejemplo bien fácil de lo que queremos decir, ¡podéis descargarlo y empezar a distribuir a vuestros invitados!

A la hora de pensar en qué sitio sentar a cada persona, tened en cuenta que hay unos mínimos a considerar:

  • procurad no dejar a las personas solteras en número impar en una mesa y rodeadas de parejas, es posible que sientan que están “de sobra”;
  • si sabéis que 2 invitados se llevan mal entre ellos o que no tienen buen rollo, no los sentéis juntos: el día de vuestra boda no es el indicado para que intentéis que hagan las paces;
  • en la mesa de los niños pequeños poned sólo a aquellos que saben comer solos, si no, su padre o su madre estarán constantemente levantándose y pendientes de ellos;
  • si entre los invitados hay compañeros de trabajo que no conocen a vuestros amigos más íntimos o a vuestras familias, intentad que en su mesa haya alguien con quien hayan coincidido anteriormente. Una idea para ello es organizar un aperitivo o una merienda antes de la boda con ellos y otros invitados;
  • tened en cuenta si hay algún invitado con necesidades especiales a la hora de sentarse: es posible que alguien acuda en silla de ruedas o con muletas, que haya alguna embarazada o que haya un bebé de corta edad.

El diseño final del seating plan y los placés

Una vez que sabéis el tipo y número de mesas, el número de invitados y cómo les vais a sentar, es la hora de diseñar el seating plan para que cada una de las personas que acudan a vuestro banquete sepa en qué lugar le toca sentarse.

Si contáis con la ayuda de una wedding planner, seguro que os puede ayudar al diseño final del seating en función de vuestros gustos, del lugar en el que se celebra el convite o de si es una boda temática. Hay tantas formas de presentar un seating como ideas en vuestra cabeza, así que toca ser creativo para que este también sea un elemento para sorprender a vuestros invitados; eso sí, no os olvidéis de su principal objetivo: saber dónde tiene que sentarse cada persona, no se lo pongáis difícil.

¿Creéis que ya ha acabado todo? No lancéis las campanas al vuelo, porque es posible que todavía quede un paso más: los placés. Si queréis que cada invitado tenga un sitio concreto en cada mesa, tendréis que indicar encima de cada plato el nombre de cada persona con un tarjetón o una etiqueta.

[Imagen de Carla Bonnet]

¡Ánimo con los preparativos del seating! Y recordad que una buena distribución de los invitados en las mesas, hará de vuestro día una #bodabonita de verdad y conseguiréis que todo el mundo pueda disfrutar de un día tan especial. ¡Sí, quiero!    

Jardín de Barretaguren

0 Comments


LEAVE A REPLY